email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

VISIONS DU RÉEL 2020

Francesca Mazzoleni • Directora de Punta sacra

"Me enfadaba que este lugar y su gente no fuese retratada como realmente son"

por 

- Hemos hablado con la directora Francesca Mazzoleni sobre su documental Punta sacra, vencedor del Visions du Réel, y de la combativa comunidad del Idroscalo de Ostia

Francesca Mazzoleni  • Directora de Punta sacra

La cineasta Francesca Mazzoleni, que debutó en el año 2018 con Succede [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
, una película para adolescentes basada en el libro de una conocida YouTuber, acaba de triunfar en la competición internacional de la edición online de Visions du Réel con su segundo trabajo, el documental de corte social Punta sacra [+lee también:
crítica
tráiler
entrevista: Francesca Mazzoleni
ficha del filme
]
. La cinta se adentra en el corazón de Idroscalo di Ostia, una comunidad de viviendas ilegales en las afueras de Roma, en una franja de tierra entre el río y el mar que corre el riesgo de ser desalojada.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Cineuropa: Esta película es muy diferente de tu primer largometraje. ¿A qué se debe?
Francesca Mazzoleni: Mis obras nacen de una idea que sigo sin pensar demasiado. Esencialmente, me gusta probar distintos géneros, preguntándome qué puedo hacer para que resulten más frescos y personales. En mi opinión, cuanto más interactúen los documentales y las películas basadas en historias, mejor será el resultado. Con Succede también estábamos abiertos a lo inesperado. Trabajamos mucho la improvisación con los actores. Por otro lado, cuando grabamos con los jóvenes de Punta sacra, a veces los tratábamos como actores, en lugar de "robar" momentos de su vida, y lo cierto es que tuvieron algunas propuestas muy interesantes.

La idea de la película surgió cuando descubrí la historia de Idroscalo, a donde llegué por primera vez hace siete años. Me enfadaba que este lugar y su gente no fuesen retratados como realmente son, y que tan solo se mostrasen de manera negativa. Después de rodar Succede, tuve la oportunidad de hacer un trabajo propio y más independiente. El objetivo era hacer un documental que fuera menos purista y más popular, utilizando todos los recursos posibles.

¿Cuánto tiempo pasaste con la comunidad de Idroscalo?
Rodamos en el transcurso de tres o cuatro meses, durante 30 días en total, pero antes construimos una relación de confianza a lo largo de siete años. Fui a todas sus celebraciones de Navidad,  que son muy diferentes a nuestra versión "urbanizada". Ellos emiten una energía pura, es su forma de decir: "Estamos aquí, estamos orgullosos y queremos celebrarlo". No nos limitamos a llegar allí y encender la cámara, sino que intentamos integrarnos dentro de la comunidad para comprender mejor a todos los personajes. Es un enfoque que también apliqué durante el proceso de edición, que fue muy largo. Elisabetta Abrami y yo pasamos mucho tiempo decidiendo en quién deberíamos enfocarnos y en qué orden. La película no evoluciona de forma lateral, es una obra basada en personajes.

La idea que emerge de la película es la de una comunidad de mujeres fuertes. ¿El papel que desempeñan los personajes femeninos era un elemento que tenías en mente desde el principio?
La idea de centrarse en las mujeres surgió de forma natural, porque esta comunidad tiene una estructura muy matriarcal. La primera familia que confió en mí fue la de Franca. Cuando entras en su casa te encuentras rodeado de mujeres: su hija, sus tres nietas, sus amigas... Los hombres estaban trabajando o ausentes, por diversas razones. Las mujeres se encargan de todas las cuestiones relacionadas con la lucha por los terrenos, la gestión de las casas y las relaciones con la administración y los representantes políticos. Durante el primer desalojo en 2010, decenas de mujeres se colocaron en primera línea frente a las excavadoras. Más tarde me di cuenta de que valía la pena incluir a algunos de los personajes masculinos, como el rapero chileno, el sacerdote, el filósofo... Es una familia extensa.

La comunidad de Idroscalo tiene una conexión muy fuerte con su tierra, incluso los más jóvenes. A pesar de las dificultades, no tienen intención de marcharse. ¿Qué crees que les depara el futuro?
Este lugar ha existido desde la década de 1960. Sus abuelos y sus padres construyeron estas casas. Por aquel entonces no era un terreno marginal. La comunidad surgió a partir de una historia hermosa, con familias humildes que pudieron irse a vivir a una casa junto al mar. Algunos de ellos esperan que la zona se revitalice. Aquí hay un verdadero sentido de comunidad. Tal y como dicen ellos: "Si nos ponen en bloques de edificios en las afueras de la ciudad, con cientos de personas, perderemos nuestra forma de vida". En este momento, los jóvenes que he retratado tienen entre 13 y 14 años, por lo que están unidos a su familia y a esta zona. No obstante, hay muchos interrogantes sobre si continuarán con la lucha en el futuro.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del italiano)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Lee también

Privacy Policy