email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

TORONTO 2017 Wavelengths

Cocote: antropología dionisíaca

por 

- TORONTO 2017: La segunda ficción de Nelson Carlo de los Santos Arias es una revenge movie transcurrida en un mundo regido por la lucha de clases, la violencia civil y la heterogeneidad religiosa

Cocote: antropología dionisíaca

Hace apenas un mes Cocote [+lee también:
tráiler
ficha de la película
]
, el primer largometraje dominicano presentado en el Festival de Locarno a lo largo de setenta ediciones se coronaba ganador de la primera competición Signs of Life. Entre tanto, esta coproducción dominicana, argentina, alemana y qatarí viaja al Festival de Toronto, donde se prepara para tener su premiere norteamericana en la sección Wavelengths. En esta ocasión, Nelson Carlo de los Santos Arias, que debutó con el exquisito homenaje a Roberto Bolaño Santa Teresa y otras historias, reemplea la cuestión de la violencia civil, trasladándola a su lugar de origen: Santo Domingo. 

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Cocote –cuyo título proviene del vocablo dominicano que se traduce por ‘cogote’ en español, es decir cuello de un animal– está protagonizada por un hombre de creencia evangelista llamado Alberto (Vicente Santos), que abandona temporalmente su trabajo de jardinero en una finca de ricos de Santo Domingo para asistir al funeral de su padre en un pueblo costero. Pero cuando el pacífico amante de las flores regresa a su viejo hogar descubre haber sido víctima de un engaño orquestado por las nuevas matriarcas de la familia. Así, las mujeres no sólo le forzarán a presenciar los rituales sincretistas del entierro del progenitor que entran en conflicto con su religión; también le obligarán a vengar la muerte de su padre, degollado por un policía corrupto. 

Si bien el desarrollo de la trama del ‘ojo por ojo, diente por diente’ podría parecer el epicentro de la segunda ficción de Nelson Carlo de los Santos Arias, éste no es más que un atrayente suplemento dramático que facilita la comprensión de una obra que constantemente luchará por aniquilar su percepción narrativa. Bajo la apariencia de un relato trágico sobre una vendetta impuesta, Cocote destapa un dionisíaco mundo mágico, con ecos a Glauber Rocha, donde se celebra el triunfo de la diversidad. Cocote nos invita a penetrar en una suerte de universo con dimensiones temporales cíclicas, en el que convergen religiones, etnias, clases sociales, formas de amar y de expresar el duelo o la violencia heterogéneas.

Por su parte, el cineasta dominicano plasma dicha mixtura antropológica a través de un nuevo cóctel que concierne al apartado visual. El resultado es un superlativo contraste de formatos y texturas que regalan saltos impredecibles de los 35mm a la imagen digital, de la fotografía en blanco y negro al color, de los planos secuencia con ángulos de 360 grados a la firmeza impenetrable de las tomas fijas. 

Cocote está producida por Pandora Filmproduktion, Gusabara Cine y Nabis Film Group. La compañía francesa Luxbox se encarga de las ventas internacionales.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Privacy Policy