email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

KARLOVY VARY 2018 East of the West

Crítica: Pause

por 

- KARLOVY VARY 2018: La realizadora chipriota Tonia Mishiali aborda en su debut la posición de las mujeres en una sociedad conservadora y patriarcal

Crítica: Pause
Stela Fyrogeni en Pause

La guionista, realizadora y productora chipriota Tonia Mishiali ya cuenta con una larga e impresionante trayectoria festivalera. Sus cortos Dead End (2013) y Lullaby of the Butterfly (2014) fueron proyectados y premiados en más de 60 muestras internacionales, incluyendo Locarno, Palm Springs y Sarajevo. En sus películas, Mishiali aborda temáticas relacionadas con problemas sociales y el papel de la mujer en la sociedad actual. Este es también el tema principal de su primer largo, Pause [+lee también:
tráiler
entrevista: Tonia Mishiali
ficha del filme
]
, que se estrenó mundialmente en la competición East of the West del 53er Festival Internacional de Cine de Karlovy Vary.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Atrapada en un matrimonio turbulento y sin amor, Elpida (Stela Fyrogeni), una ama de casa de mediana edad, se enfrenta a los primeros signos de la menopausia, y tanto su mente como su cuerpo se ven afectados. La mala relación con su despótico y opresor marido, Costas (Andreas Vassiliou), amplificará sus necesidades emocionales y recrudecerá la ausencia de comunicación entre ambos. Sus únicos lazos con el mundo exterior son su mejor amiga, Eleftheria (Popi Avraam), su coche y sus cuadros. La soledad de Elpida, junto con los crecientes síntomas de la menopausia, sumirá su vida en un estado de limbo. La realidad comenzará a mezclarse frecuentemente con violentas fantasías en las que surge su auténtico yo. La situación se descontrola cuando conoce a un joven pintor y su marido decide vender su coche. La pausa que da nombre al film podría ser para ella un nuevo comienzo.

Pause es un retrato crudo pero bastante realista de los muchos matrimonios y familias con carencias afectivas que todavía predominan en las sociedades patriarcales de Chipre y Grecia, entre otros países. La historia de Elpida, que fue coescrita por Mishiali y Anna Fotiadou, podría incluso ser acusada de falta de "originalidad", pues todos sus elementos son tan reales que las barreras entre ficción y realidad son casi invisibles.

Ambientada en un apartamento anodino y aséptico, rodada por Yorgos Rahmatoulin, en la que es su segunda colaboración con Mishiali, y llena de la música de Julian Scherle, Pause crea imágenes aterradoramente familiares, sobre todo para cualquiera que se haya visto expuesto a una sociedad igualmente conservadora y casi anacrónica. Lo confirma la directora, que se inspiró en el entorno en que creció. Toda la experiencia se ve potenciada por la sublime y convincente interpretación de Fyrogeni en el papel de una esposa que debe quedarse dentro de su "territorio", por imposición de su marido.

Afortunadamente, Pause no solo es la descripción de un problema real, pues logra capturar una progresiva y devastadora forma de revolución personal que en la vida real no suele expresarse en palabras —y mucho menos a través de acciones—. El film ofrecerá la muy necesaria voz que tantas mujeres ansían, y ellas verán mucho de sí mismas en la heroína. Mishiali debuta con una cinta emotiva que proviene directamente del corazón, y a pesar de la aparente desolación, la realizadora ofrece un rayo de luz, pues el nombre de la heroína, Elpida (que significa "esperanza" en griego), sugiere que hay posibilidades de que llegue el cambio, y con él, un replanteamiento de la posición de las mujeres en la sociedad.

Pause es una coproducción greco-chipriota de Andros Achilleos (A.B. Seahorse Film Productions), Stelana Kliris y Tonia Mishiali, en colaboración con Ioanna Soultani y Panos Bisdas (Soul Productions). La compañía londinense Film Republic se encarga de las ventas internacionales.

(Traducción del inglés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.