email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

BÉRGAMO 2019

Crítica: My Heart Belongs to Daddy

por 

- El documental de la noruega Sofia Haugan indaga, con cariño y humor, en la relación entre un padre drogadicto y su hija

Crítica: My Heart Belongs to Daddy

Los directores de documentales europeos tienden a contar historias basadas en su propia vida, experiencias mucho más personales que no requieren mirar más allá del hogar familiar. Algunos de estos directores consiguen transformar sus historias en material interesante para los espectadores; otros, no tanto. Afortunadamente, Sofia Haugan lo consigue con My Heart Belongs to Daddy [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
, que recibió una mención especial al Mejor documental nórdico en el Festival de Cine de Gotemburgo, y que hemos podido ver en una proyección en el Bergamo Film Meeting. Sería muy reduccionista clasificar este documental como “privado”. Røverdatter, su título en noruego, indaga en uno de los temas más íntimos: la relación con un padre. La joven directora se ha rodeado del equipo de productores de Indie Film, una compañía con varios años de experiencia en la producción de documentales personales.  

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Como es habitual, este documental es la continuación de un cortometraje titulado A Little About My Dad (2012), que fue seleccionado en varios festivales europeos. En aquella época, Sofia Haugan asistía al Nordic Institute of Stage and Studio (NISS) de Oslo y su examen final estaba cerca. Su padre, Kjell Magne Haugan, la llamó desde la cárcel y le sugirió que hiciese su trabajo final sobre él. Kjell es un delincuente adicto a las drogas. No se han visto en mucho tiempo. Cuando Sofia tenía 10 años, ella y su madre se mudaron del hogar familiar de Grefsen a una dirección secreta en Oslo. Su madre quería protegerla de su padre, que luchaba contra sus adicciones y estaba envuelto en varios delitos. Cuando volvieron a verse, brevemente, en el funeral de su abuela, él le llevó un regalo por su reciente cumpleaños: una radio, que acababa de robar de un coche.

Con este mismo humor negro la directora se retrata a sí misma y a su padre en My Heart Belongs to Daddy. Este hombre, que ha pasado más tiempo dentro de la cárcel que fuera de ella y que es alcohólico desde los 14 años, tiene que enfrentarse a dos batallas: mantenerse limpio y cerrar las heridas familiares para reconstruir relaciones rotas. Para Sofia, no es fácil ayudar a un padre que no ha sido de fiar en 54 años. Muchas de las escenas de la película son trágicas, como la larga secuencia donde él se inyecta anfetaminas. “¿Por qué necesitas chutarte ahora?”, pregunta ella. “Porque mañana empiezo el tratamiento. Necesitaré algo de lo que desintoxicarme”. El humor surge en los momentos más tristes, a medida que los miembros de la familia se van acercando.

Al principio, Haugan pensaba seguir a su padre durante un año entero, que abarcase el proceso de desintoxicación, el tratamiento y la rehabilitación, que lo prepararía para una nueva vida, pero esto es más complicado de lo que parece. Detrás de la relación padre-hija, siempre en primer plano y grabada con cariño, decepción y esperanza, descubrimos el complejo e inflexible proceso burocrático que acaba el apoyo ofrecido por los servicios sociales noruegos (el NAV). Kjell Magne no es retratado como una víctima. Durante los tres años siguientes, el equipo grabó más de 200 horas de material que se reducen a los 83 minutos finales (Christoffer Heie fue el responsable de la edición, junto a Magnus Tombre Bøhn como director de fotografía).

También hay algunas secuencias que han sido grabadas por el propio Kjell Magne. El resultado es una historia realista y comprometida, sin un atisbo de sentimentalismo, narrada como un intento de cerrar el pasado y construir nuevas identidades.

My Heart Belongs to Daddy ha sido producida por Indie Film y Momento Films, con el apoyo de NFI, Fond for lyd og bilde y SFI. Taskovski Films gestiona los derechos internacionales. 

(Traducción del italiano)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.