email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

CANNES 2019 Un Certain Regard

Review: Jeanne

por 

- CANNES 2019: Por desgracia, la secuela del musical heavy-metal de Bruno Dumont Jeannette, l'enfance de Jeanne d'Arc no incendia nuestros oídos

Review: Jeanne
Lise Leplat Prudhomme en Jeanne

Los fans de Jeannette, l'enfance de Jeanne d'Arc [+lee también:
crítica
tráiler
entrevista: Bruno Dumont
ficha del filme
]
, el musical absurdo de Bruno Dumont, se harán una pregunta sencilla sobre esta secuela, menos abstracta que su predecesora: ¿dónde está el heavy metal? Sí que hay música, aunque mucha menos y, esta vez, los sonidos del cantante y compositor pop francés Christophe son algo menos ensordecedores, lo que será un alivio para los tímpanos de los espectadores de Jeanne [+lee también:
tráiler
entrevista: Bruno Dumont
ficha del filme
]
, en proyección en la sección Un Certain Regard del Festival de Cine de Cannes.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

En esta ocasión, Dumont adapta la segunda y tercera parte de Le mystère de la charité de Jeanne d'Arc (El misterio de la caridad de Juana de Arco) de Charles Péguy y nos propone una película más tradicional sobre la heroína quemada en la hoguera, aunque con muchos detalles extravagantes. Tanto es así, de hecho, que Dumont se queda en tierra de nadie: la película pasa de las conversaciones intelectuales a las gesticulaciones ridículas sin mucho ritmo ni sentido. 

Si alguien está preocupado por no haber visto el preludio de heavy metal de 2017 del autor francés, que no se inquiete. Esta Jeanne funciona muy bien (incluso mejor) como una película independiente y narra la parte más conocida de la historia de la doncella guerrera, que resulta familiar a quien haya visto cualquiera de las versiones anteriores de esta gesta del siglo XV.

Las primeras tres escenas tienen lugar en el arenoso e indefinido escenario donde Jeannette nos deleitó con su música rock y en ellas pronto se retrata a la nueva Juana de Arco como una santa, una guerrera y una adolescente romántica. Queda así establecida la mezcla de comedia y drama, al igual que el énfasis en la partitura, con unas letras que nos permiten asomarnos a los pensamientos y oraciones de los personajes. 

Para resaltar la juventud de la protagonista en esos momentos (recordemos que tenía 19 años cuando la quemaron en la hoguera) Dumont confía a Lise Leplat Prudhomme, una niña de diez años, el papel de la heroína. Está claro que con ello el autor no persigue la autenticidad, sino que pretende más bien hacer una crónica de los sinsentidos de la vida y el poder. Juana se enfrenta a críticas por llevar ropa de chico, a ataques por reunir un ejército para luchar contra los ingleses e ignorar la tregua y, posteriormente, a un juicio por herejía. A medida que se acumulan las acusaciones, la expresión de Prudhomme, vacía e inocente, se mantiene casi imperturbable. Y mientras la intérprete principal gesticula lo menos posible, los hombres que la rodean, especialmente en el juicio, que ocupa buena parte de la cinta, resultan grotescos y exagerados.

Dumont ha retratado a menudo a los hombres con autoridad, en particular a los policías, como bufones. En Jeanne, las discusiones existenciales giran alrededor de la fe, la piedad y el honor. Para intentar evitar que estas conversaciones resulten pomposas, Dumont insiste en que sus intérpretes empleen el estilo teatral y extravagante de la Belle Époque, aunque esta insistencia en las actuaciones excéntricas y cómicas no siempre dé resultado. Hay muchas ideas en esta película; demasiadas, de hecho.

Por suerte, las localizaciones son fabulosas, ya que no abundan. La Catedral de Amiens donde tiene lugar el juicio es hermosa, aunque los miembros del tribunal que se encargan de él no lo sean. La historia apuesta por la simplicidad, ya que toda la lucha tiene lugar fuera de campo. A pesar de ello, las absurdidades terminan siendo simplemente eso, absurdas.

Jeanne es una producción francesa de 3B Productions con la participación de Pictanovo y el CNC y ha contado con la colaboración de CINECAP 2. Les Films du Losange se encarga de su distribución en Francia y Luxbox, en el resto del mundo.

(Traducción del inglés por Eva González)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.