email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

TRIBECA 2021

Crítica: Lady Boss: The Jackie Collins Story

por 

- La directora británica Laura Fairrie firma un cautivador documental en donde vuelve a poner de moda el estampado de leopardo y las melenazas

Crítica: Lady Boss: The Jackie Collins Story

No es de extrañar que Lady Boss: The Jackie Collins Story [+lee también:
tráiler
ficha de la película
]
, de Laura Fairrie (presentada en la sección Spotlight Documentary del Festival de Tribeca), sea una película realmente entretenida, ya que está centrada en la exitosa escritora que construyó todo un imperio a partir de descripciones de "cuerpos salados" y "liberaciones palpitantes". A pesar de que la película comienza con su hermana, Joan Collins, afirmando que tras su muerte en 2015, Jackie Collins ha regresado en forma de mosca, la obra también presenta muchos aspectos oscuros. Aunque “las chicas pueden hacer cualquier cosa”, tal y como afirmaba Collins, lo cierto es que tienen que esforzarse mucho.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Afortunadamente, Fairrie no trata de redimir las novelas de Collins, llenas de frases como "su cara es una invitación abierta a la cama". En su lugar, la cineasta muestra que, para mucha gente, este fue el primer encuentro con protagonistas femeninas atrevidas y sin complejos, mujeres que lo querían todo y que, normalmente, lo conseguían (también a nivel sexual). “Ella podía promocionar estos libros sin avergonzarse”, señala su agente, y así lo hizo, aunque esto significase un constante menosprecio por parte de periodistas y escritores que solo podían soñar con su éxito comercial y la devoción que despertaba. De hecho, muchas de sus apariciones en televisión se parecen al fiasco protagonizado por Michael Parkinson y Helen Mirren, pero Collins siempre mantiene la compostura, vestida con su estampado de leopardo.

Sin embargo, la película presenta otra capa, ya que en cierto momento se transforma en una historia sobre dos hermanas: constantemente comparadas y aparentemente enfrentadas, pero que finalmente se unieron para las adaptaciones cinematográficas de las novelas de Jackie (incluyendo el clásico El semental), cuando la fama de Joan estaba decayendo. Llegados a este punto, probablemente sería imposible referirse a una mientras ignoramos a la otra, pero incluso antes de ser aclamada, Collins nunca fue simplemente "la hermana de Joan".

Conocida como la incansable mujer de la “melenaza”, Jackie nunca fue simplemente una cosa. También fue una niña que escribía en sus diarios sobre "besar" a otro niño. Una hija subestimada, una aspirante a estrella, una joven atrapada en un matrimonio con su primer marido e impulsada a continuar con su carrera por su segundo esposo, y finalmente una autora publicada, que posaba en bikini junto a la máquina de escribir. Una mujer que aprendió a navegar por el mundo de las audaces y hermosas, haciendo que todos se creyeran sus mejores amigos. En resumen, todo resulta muy divertido, a pesar de las muchas calamidades que sufrió. Y todo eso antes de que Michael Caine y Roger Moore entrasen borrachos en escena.

Lady Boss: The Jackie Collins Story es una coproducción entre Reino Unido y Estados Unidos, producida por CNN Films, AGC Studios, BBC Arts y Passion Pictures, en colaboración con Ventureland.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del inglés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Privacy Policy