email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

CANNES 2021 Quincena de los Realizadores

Crítica: Clara Sola

por 

- CANNES 2021: Nathalie Álvarez Mesén ofrece un sincero relato de iniciación con fuertes dosis de realismo mágico bajo una brillante luz nórdica

Crítica: Clara Sola
Wendy Chinchilla en Clara Sola

La presencia de Suecia en la Quincena de los Realizadores del Festival Internacional de Cine de Cannes  ha tenido últimamente un alcance internacional, y ejemplos de ello han sido Solo nos queda bailar [+lee también:
crítica
tráiler
entrevista: Levan Akin
entrevista: Levan Gelbakhiani
ficha de la película
]
, de 2019, ambientada en Georgia, y Clara Sola [+lee también:
tráiler
entrevista: Nathalie Álvarez Mesén
ficha de la película
]
, de este año, ambientada en Costa Rica. Esta perspectiva cinematográfica global hunde sus raíces en el pasado, en títulos como En djungelsaga (1957, rodada en la India), Kongi’s Harvest (1970, Nigeria) y Grässet sjunger (1980, Zimbabue), todas ellas con Suecia como una de las principales productoras. Los resultados han sido variados, pero a menudo interesantes e incluso con una realización sorprendente.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Clara Sola destaca especialmente y deja entrever una inspiración de ambos mundos. Tras varios aplaudidos cortometrajes, Nathalie Álvarez Mesén se adentra en lo más profundo de su otro país de origen para ambientar su primer largometraje de ficción. En un pueblecito de montaña en la campiña de Costa Rica conocemos a Clara, con una personalidad algo distante y sin duda más cómoda entre la fauna y la flora que entre los humanos. Su apariencia encaja perfectamente con la fama que tiene entre sus vecinos de ser alguien especial, alguien a quien recurren los que necesitan un remedio o aplacar un dolor. Los servicios religiosos trufados de boato católico son algo habitual, y en ellos Clara se erige como la pieza clave.

También es su única tarea, como queda meridianamente claro, en este entorno predominantemente femenino, dirigido por la madre de Clara y matriarca, Doña Fresia. “Dios me la mandó así, así yo me la voy a dejar”, afirma tajantemente ante un doctor que observa con preocupación cómo la columna vertebral con escoliosis de Clara se va retorciendo cada vez más y ocasionando problemas de pulmón, algo que se podría resolver fácilmente con una operación. Parte del dilema de Clara también tiene que ver con la cuestión del espectro autista, otro tema no resuelto, en armonía con su inviolable perfil santo.

Por otro lado, y nunca mejor dicho, conocemos a María, la alegre sobrina adolescente de Clara, que ansía alcanzar la edad adulta y conocer todos sus placeres. Es un tren que ha dejado pasar la propia Clara, que se acerca a los cuarenta con la “pureza” intacta. Cuando Santiago, un joven agricultor, se presenta en el trabajo, todo parece empezar a fluir y a alterarse. Harta y hambrienta, Clara está lista para una rezagada mayoría de edad. Wendy Chinchilla, que de día es bailarina profesional, le da una cualidad carnívora, casi animal, que es de todo menos sagrada.

Si bien una fuerte dosis de realismo mágico parece adecuada en este hábitat, también se deja notar un cándido rayo de luz nórdica en Clara Sola, iluminando los avances y subrayando los movimientos de la naturaleza (que en Costa Rica alcanza una de sus expresiones más excelsas en el mundo). A través de la cámara itinerante de Sophie Winqvist y el instintivo guion escrito por Álvarez Mesén y Maria Camila Arias, se convierte en un personaje principal y en un verdadero compañero de Clara.

Clara Sola tiene la producción de la sueca HOBAB y es una coproducción con la alemana Laïdak Films, la belga Need Productions, el equipo costarricense de Pacifica Grey y la estadounidense Resolve Media. Las ventas las gestiona Luxbox.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del inglés por Marcos Randulfe)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Privacy Policy