email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

CANNES 2021 Competición

Crítica: La Fracture

por 

- CANNES 2021: En una sola noche frenética en un hospital, Catherine Corsini entrecruza con la dosis justa de comedia y drama, varios temas sociales candentes que dividen a Francia

Crítica: La Fracture
Valeria Bruni Tedeschi y Marina Foïs en La Fracture

“Levántate”, “abre los ojos” y si eso no funciona, pasaremos al masaje cardiovascular y al desfibrilador. Pero cuando todo va mal, las órdenes y las acciones no siempre son suficientes, pueden volverse contraproducentes y causar reacciones en cadena, hostilidades, un sálvese quien pueda individualista que se centra en el dolor propio y niega al otro el derecho a expresar el suyo. La Fracture [+lee también:
tráiler
entrevista: Catherine Corsini
ficha de la película
]
, de Catherine Corsini, muestra con una nitidez implacable la radiografía de una desunión que parece irremediable, las incomprensiones violentas y las heridas profundas a lo largo de una noche caótica en un hospital de París, en diciembre de 2018. La película se ha estrenado en competición en el 74º Festival de Cannes.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Una noche de urgencia social en urgencias, en un servicio público exangüe pero valiente frente al flujo habitual de pacientes (un cartel anuncia de ocho a diez horas de espera), entre los que se encuentran varios chalecos amarillos gravemente heridos tras su enfrentamiento con la policía en los Campos Elíseos. Un retrato sin concesiones de todos los males que afectan a la sociedad francesa actual que la cineasta consigue presentar de forma positiva, con un trasfondo dramático y una apariencia de comedia divertida, que pone en valor el carácter catártico y dinámico de las situaciones de crisis donde se suelen difuminar las barreras entre las personas.

Dos grandes reclamos componen el hilo conductor de la historia. Por un lado, Raffaella (Valeria Bruni Tedeschi, desatada en un papel hilarante que encaja con su locura sofisticada), una diseñadora que se ha roto el codo intentando atrapar a su pareja, Julie (Marina Foïs), que iba a dejarla. Por otro, Yann (Pio Marmaï, hosco pero simpático), un camionero chaleco amarillo que ha venido de Nîmes para hablar con el presidente Macron (“pero tendríamos que haber ido por las alcantarillas”) y que ha recibido fragmentos de una granada en la pierna. Dos protagonistas rodeados de enfermos y heridos varios, y de sus acompañantes, entre ellos Julie, que regresa. Entre las salas de espera y los pasillos abarrotados son atendidos lo mejor posible por el equipo médico, compuesto, entre otros, por la empática y profesional enfermera Kim (Aïssatou Diallo Sagna). Y la policía no está lejos, gas lacrimógeno en mano, ya que la guerra con los chalecos amarillos tiene lugar en las calles contiguas. En resumen, el ambiente está caldeado a varios niveles, pero habrá reconciliaciones inesperadas (después de una conversación sobre nombres de aves) y surgirá la solidaridad para ayudar a los más necesitados.   

Catherine Corsini, que se apoya en un guion muy bien construido y en un ritmo febril esbozando varias historias pequeñas que aportan refuerzo al conjunto, firma un largometraje dinámico y ardiente que no esconde sus intenciones metafóricas. Pero su mensaje se transmite con tanto vigor y un sentido del humor tan oportuno (algo que no altera la constatación clínica de los profundos problemas sociales en erupción) que la píldora dramática da resultado y, una vez limpios los ojos de efluvios tóxicos, todos verán las cosas mucho más claras, algo que no cambiará las diferencias y desigualdades, pero que permitirá dar un pequeño paso hacia el reconocimiento del derecho a la diferencia y a la percepción de un destino común a conseguir a través del diálogo.

La Fracture ha sido producida por Chaz Productions y coproducida por France 3 Cinéma, Auvergne-Rhône-Alpes Cinéma y Le Pacte. Kinology gestiona las ventas internacionales.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del francés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Privacy Policy